seminarios danza arabe

Las Mil y un Danzas de Oriente

Del Seminario impartido por Danai Hassam en varias ciudades de México.
2007.

Decidí denominar este seminario las mil y una danza de Oriente, por que son millares las historias que se generaron y se generan a partir de esta danza, cada bailarina es un mundo y un estilo, con sentimientos y emociones únicas.

Es así como esta danza, está en constante cambio y si bien es muy antigua, en la actualidad cautiva a muchos espectadores y sigue siendo blanco de mitos y leyendas.

Al profundizar respecto al origen de esta danza, podremos encontrar variada información y autores.

Por algunos es denominada danza del vientre debido al trabajo de estomago que se hace en las ondulaciones y por que la barriga cumple una función cautivadora e hipnótica que las distingue de otras danza. Los franceses fueron los que la denominaron de esta manera.

También se llama en árabe Raks Sharki. Y danza oriental debido a que no se puede determinar un lugar especifico de origen.

Según muchos autores, es una de las danzas más antiguas del mundo. Su origen se remonta a miles de años A. de C. Algunos indican que el surgimiento de esta danza estuvo en la India, otros en Egipto y que incluso esta danza ya habría existido en los tiempos de la antigua Babilonia. Y que habría nacido durante un periodo matriarcal donde se veneraba a la mujer, colocándola como la única responsable del origen de la vida.

En el libro del destacado bailarín y maestro Argentino Amir Thaleb, se habla de una primera generación de bailarinas que eran sacerdotisas egipcias que bailaban en templos para pedir favores a los Dioses, luego con la llegada de las religiones musulmanas y católica esta danza pasa a ser tabú, con lo cual solo es trasmitida de generaciones en generaciones.

Es así como llegamos a una segunda generación de bailarinas que eran esclavas, que pertenecían a la propiedad de un Sultán. De esta segunda generación vendría el origen de las monedas, debido a que cuando el sultán hacían una fiesta, presentaba bailarinas además de otros artistas los cuales era premiados por la audiencia arrojándoles monedas, es así como las famosas monedas empiezan a utilizarse en los vestuarios y atuendos.
También de esta etapa nace la danza del sable, debido a que el sultán invitaba a algún ministro de guerra o general, la bailarina con tal de honorarlo, utilizaba el sable de este para realizar una danza.

Más tarde, con la llegada de los turcos, esta danza se enriquecería con mayor calidad técnica sin perder por ello su magia, su esplendor y misterio.

Sobre la época de los harem, esta consistía en una casa tradicional de Oriente Medio en la que residen mujeres, aunque también se designa el conjunto que viven bajo la dependencia de un jefe de familia. Las Danzas de harems destacan en los cuadros realizados por pintores occidentales como el Francoise- Gabriel Lépaulle (1804-1886).

Hay una generación de bailarinas de harem denominadas “Qaina” se dice ser herederas del personaje bíblico Caín, que estudiaban en academias especiales para mejorar sus aptitudes y habilidades. En la época de máximo esplendor del Islam había muchas de estas escuelas incluso hasta en España. Luego estas bailarinas tendrían su sucesión a través de las Awalim, mujeres libres cuyo nombre significa “las que saben”, quienes en los siglos XVIII y XIX suponían la imagen de artistas educadas y comprometidas.
Cuando las tropas de Napoleón invaden el Cairo, las awalim se retiran se retiran de la ciudad ante la perspectiva de que las confundan con las ghawazi.
Luego las awalin regresan a Egipto durante el gobierno de Mohamed Alí quien les prohibió bailar y no se les permitió volver hasta el 1866.

Luego de la expulsión de las Gwazis en el 1834, muchos chicos vieron la oportunidad de negocio con la danza. A este bailarín se le conoce aún como “Khawal”.

Hacia finales del siglo XIX se habla de una generación de bailarinas, que eran como tribus relacionadas con gitanos egipcios denominadas Ghawazi, que significa forastero o invasores, de los que se cree se instalaron en la periferia de la ciudad y comenzaron a ganar dinero gracias a sus espectáculos. Y cobran singular importancia en los siglos XVIII y XIX porque encarnará a ojos de los viajeros europeos el ideal de bailarina seductora.

A finales del siglo XIX todo lo relacionado con las danzas de los países árabes seguían creando una intensa curiosidad en Occidente. Las exposiciones universales presentaron la danza oriental a occidente.

En una ironía tan típica como cruel, los primeros pasos de la danza oriental en los escenarios de USA y Europa no van unidos a una mujer sino a un hombre. Fue Sol Bloom, un avesado promotor artístico y a la postre congresista de Estados Unidos que quedo fascinado por las bailarinas norteafricanas que había visto en la exposición universal de Paris en 1881, de manera que en la exposición universal de Chicago durante el año 1893, entre otras atracciones esta feria ofrecía la recreación de una calle de El Cairo que fue una de las ofertas que mas sedujo a los visitantes, en la cual vendieron nada menos que 2.250.000 entradas para esta calle.
De esta manera comienza a darse a conocer de manera mas popular, el mundo de oriente y sus danzas.

Luego, en 1926 Badia Masabni, libanesa de origen cristiano que había sido bailarina, abrió el primer cabaret, el Casino Opera en el Cairo. La inauguración de esta sala corresponde al inicio de la edad dorada de la danza oriental. De las bailarinas que fueron empleadas y pupilas de Badia destacan las mejores profesionales de las décadas de 1940 y 1950, como Tahia Carioca (1919-1999) y Samia Gamal ( 1924-1992), sus nombres están vinculados s grandes músicos como Mohamed Abdel Wad o Farid al Atrache.
Tahia fue una de las grandes divas del cine egipcio, participo en 190 películas, su gran rival Samia con su estilo de cabaret clásico pone un pie en Hollywood. Tanto es así que apareció en la revista Life.
En la década de 1950 en Egipto, se imponen prohibiciones a mostrar el ombligo y hacer movimientos en el suelo, pero en compensación las autoridades trabajarán mas adelante para hacer el folclore mas accesible.

En 1959 nacía la compañía de Mahmoud Reda, la Reda Trouppe, la cual fue calificada por el mismo gobierno de Egipto como capaz de representar el folclore egipcio tanto en la música como en la danza. Del Reda Trouppe destacan la bailarina Farida Fahmy y Ali Reda como compositor.

A partir de 1960, la danza oriental se expande a Estados Unidos y Europa. Durante esta época la danza fue vista por el publico no especializado como un entretenimiento erótico durante la guerra fría.

Y ya en 1990 la expansión de esta danza se debe gracias a la internet.
Desde 1990 el festival “Ahlan Wa Sahlan” en el Cairo invita a congregar a las diferentes exponentes, organizado por la maestra y bailarina Raquia Hassan.

Y es asi como la historia de esta danza continua en evolución y desarrollo. Llamado la atención de muchas mujeres y generando nuevas escuelas alrededor del mundo.

Como siempre les recuerdo “ esta danza será, lo que ustedes decidan que sea”.
Continúen perfeccionándose y bailen con el corazón.

Bibliografía

1. La danza Oriental, el arte de la danza del vientre, Devorah Korek, Editorial Océano Ambar, Barcelona España.

Sitios Web

1. http://www.danza-arabe.net/
2. http://www.amirthaleb.com.ar/
3. http://www.izahassam.cl/
4. http://www.joyofbellydancing.com/

Anuncios